Thursday, November 04, 2004

Bluuuuuuuuuurp!

Hoy la ladilla ha llegado a extremos casi insufribles. En gran parte por el relajo y el ruido frente a mi oficina, que ya va para cuatro días. Que lala, compadre.

Los afectos al gobernador Acosta Carles anda haciendo su fiesta desde esta mañana, pero el hombre nada que se termina de aparecer. Aquí está una fotico de la gente.



Y ahora ¿quién podrá defendernos?

2 comments:

*Ari* said...

q mal con los carabobeños... Carles de gobernador ayy dios! puro eructo :S

ramonchis said...

Arréchese quien se arreche, pero definitivamente cada pueblo se merece el gobernante que tiene.

¿No querían a Acosta Carles? Y entonces ¿Por qué coño no salieron a votar?

¿Que esto ya no es democracia? entonces ¿qué esperan para protestar?

¿Que no pueden? entonces ¿de qué se quejan?

Mientras la gente esté buscando mesías y no le eche bolas, tendremos Chávez and company para rato.